Transgénesis

$450

¿Qué significa un Organismos Genéticamente Modificado?, ¿Cuáles son las consecuencias de su uso? Un texto profundo, simple y esclarecedor.

96 paginas

ISBN 978-987-9199-31-1

David Susuki y Holly Dressell

Venta exclusiva en España y México:

      • Con pay pal u$s 15.- que incluye el envío.
      • el libro llega en 12 días hábiles.


Hay existencias

SKU: 02 Categoría:

Descripción

Estamos enfrentando la más potentemente y nociva tecnología concebida por la ciencia actual cuyo impacto podría afectar irreversiblemente a todas las genera­ciones humanas futuras.

«Hemos extraído genes de peces platija y los hemos introducido en tomates. Hemos extraído genes humanos y los hemos insertado en salmones. Hemos extraído los genes fluorescentes de las luciérnagas los hemos introducido en plantas de tabaco. Es muy importante entender que estamos cruzando las barreras entre las especies a nuestra voluntad. Que yo sepa, en ningún momento de la historia, las platijas se aparearon con tomates, ni los humanos se aparearon con ratones ni los salmones con gallinas. Estamos ante un escenario totalmente nuevo.» 

A. Kimbrell

 

 

 

 

Biotecnología. Estamos viviendo en un mundo en donde nuevas formas de vida creadas por seres humanos se están replicando entre nosotros.

 

 

 

 

» Los genes podrían llamarse el destino preempacado de todos los seres vivos. Cada detalle de la composición hereditaria de cada uno de los organismos de la Tierra ha sido afinado por la selección natural de tal manera que pueda adaptarse a su ambiente. Ya sea el camuflaje de las franjas de la cebra, las sensuales estructuras florales de una orquídea, el comportamiento social de las hormigas o la prolongada lengua del colibrí, todas las características de la vida han sido perfeccionadas a través de la evolución hasta alcanzar un exquisito equilibrio con el entorno del organismo. Como seres biológicos, también nosotros somos producto de la evolución: cada aspecto de nuestra constitución física, así como gran parte de nuestro comportamiento, es el resultado de cientos de miles de años de selección y adaptación, y nos permite sobrevivir en los lugares y en las circunstancias en que nos encontremos.
Hace unos 10.000 o 12.000 años, cuando algunos individuos descubrieron la eficacia de domesticar plantas y animales, iniciaron una revolución que nos transformó de cazadores-recolectores nómadas a agricultores. Rápidamente, los antiguos agricultores reconocieron uno de los principios más elementales de la genética: igual engendra a igual. Al aplicar este principio, la gente aprendió a criar animales y plantas con las características deseadas: granos más grandes en el maíz, lana más espesa en los ovinos o mayor velocidad en los caballos. Los ajustes humanos al destino genético se han venido realizando durante milenios por todas partes del planeta y han logrado cambios graduales, pero arrolladores.

Sin embargo, en los últimos años este proceso ha sufrido una transformación. Empezó con el reconocimiento de que los genes podían ser identificados como una molécula al interior de las células… En los últimos veinticinco años, los ajustes genéticos han dado un salto desde la reproducción a un reino completamente nuevo. No solamente hemos adquirido la comprensión de cómo están estructurados y funcionan los genes, sino también hemos desarrollado instrumentos para manipular el ADN. El ADN puede ser extraído químicamente de virtualmente cualquier tipo de organismo; en esos fragmentos se pueden aislar secuencias específicas y determinar el orden secuencial de las letras. Esos trozos de ADN pueden ser replicados millones de veces, adheridos al ADN de cualquier otro organismo para luego insertarlos en alguna otra forma de vida.

Durante miles de millones de años, la vida ha seguido el principio de que cada organismo vivo intercambia el ADN sólo con otros de su misma especie. Pero en nuestros días, los científicos pueden, según su voluntad, saltar deliberadamente las barreras entre las especies e introducir un ADN ajeno en cualquier organismo. A este proceso se le llama transferencia genética horizontal.»


David Suzuki es un académico canadiense de origen japonés, locutor, científico y activista del medio ambiente. Suzuki obtuvo un doctorado en zoología de la Universidad de Chicago en 1961 y fue profesor en el departamento de genética de la Universidad de British Columbia desde 1963 hasta su jubilación en 2001. Desde mediados de 1970, Suzuki es conocido por sus series de televisión y radio y sus libros acerca de la naturaleza y el medio ambiente. También participa en un programa televisivo de divulgación científica en la cadena CBC Television, La Naturaleza de las Cosas, emitido en más de cuarenta naciones. También es bien conocido por criticar a los gobiernos por su falta de acción para proteger el medio ambiente.

Activista desde hace mucho tiempo para revertir el cambio climático global, Suzuki fue cofundador de la Fundación David Suzuki en 1990, también se desempeñó como director de la Asociación Canadiense de Libertades Civiles desde 1982 hasta 1987.

Es el padre de Severn Cullis-Suzuki (1979), mundialmente famosa por su activismo medioambiental desde la edad de 12 años. Suzuki fue galardonado con el premio Right Livelihood Award en 2009.